1º de Mayo: Informe acerca de la elección de horas docentes

A pesar de los discursos de las autoridades de la educación, de las recorridas por distintos liceos y la retórica conciliadora y “eficiente”, debemos denunciar la situación laboral a la que hemos sido expuestos, que podría traer consecuencias económicas y alterar las condiciones de trabajo de los docentes.

Podría decirse que hemos asistido a la elección de horas más caótica de los últimos años, dado que han confluido diferentes factores, entre los que destacamos: falta de funcionarios con la capacitación necesaria como para trabajar de la mejor manera; elaboración de calendarios de horas con criterios políticos y no administrativos, que en múltiples oportunidades eran contrarios a la normativa vigente (se “salteaban” una o más categorías, por ejemplo); el responsable político Óscar Collado desconocía los topes de horas, impuso pautas que no tenían validez jurídica, entre otros abusos y demostraciones de incompetencia para ese rol; varios compañeros tuvieron problemas para que les designaran horas por diferentes causales (licencias maternales, por ejemplo) y un largo etc. En pocas palabras, se violentaron todos y cada uno de los derechos laborales que se han adquirido fruto de la lucha.

En las últimas semanas hemos podido comprobar que, a pesar de que los liceos envían las horas en tiempo y forma, estas no son cargadas a los programas que se usan para designar: es decir, se están ocultando horas. ¿Tendrá que ver con que las autoridades del CES manejan públicamente cifras escandalosamente elevadas y casi oníricas del total de horas designadas hasta el momento (un 95%)?, ¿qué sucedería con esos guarismos si se publicaran todas las horas que se encuentran vacantes?

Es claro que las secretarías de los liceos (a pesar de la carencia de personal administrativo) han realizado su parte de la tarea, enviando la documentación requerida, salvo excepciones. La incógnita surge cuando vemos que esas horas son retenidas, manipulando la instancia de elección de horas, violentando a los trabajadores y fundamentalmente, ocultando que miles de estudiantes están teniendo un déficit en su formación.

Hemos podido comprobar, en el caso del liceo Nº 35 esto que planteamos más arriba. Luego de horas de idas y vueltas, el CES terminó reconociendo que el “error” se había cometido en sus oficinas, dado que las fórmulas del caso, habían sido enviadas en tiempo y forma (con fecha 18 de marzo, plazo más que suficiente para cargarlas). Este ejemplo, nos permite revelar la política sistemática de manipulación de las horas vacantes, con lo que las autoridades buscan, una vez más, cercenar la capacidad de optar de los trabajadores, a través de absurdas estratagemas.

En otro liceo, hemos podido corroborar que la dirección envío con fecha 03 de febrero tanto las horas vacantes como los horarios de cada asignatura. En un comprobante firmado por una de las Jefas Administrativas de Departamento Docente (Graciela Cardozo), se ha podido constatar que esos horarios fueron recibidos, a pesar de que varios docentes (en marzo) han tenido que elegir sin horarios a la vista, generando un perjuicio al liceo, a los docentes y fundamentalmente a los estudiantes, fruto de las renuncias que se han debido realizar por coincidencia de horarios.

Estas situaciones de maltrato y “acomodo” se agudiza con los sectores más desprotegidos y vulnerables del profesorado: interinos en sus diferentes categorías y practicantes. Les modifican los topes de horas por asignatura les ofrecen sólo las horas que el sistema quiere que tomen, no les muestran los horarios en aquellos lugares donde están elaborados y todavía, si sufren alguna coincidencia, son obligados a renunciar a las horas, perdiendo su fuente laboral -con la anuencia de la burocracia sindical que por omisión, falta de presencia en las instancias claves o por resoluciones contrarias a detener las instancias de elección fraudulentas, ha permitido que esto suceda. A esto sumamos la desesperación y el desconcierto que genera estar en pleno proceso de designación a veinte días de comenzadas las clases.

La intervención de los compañeros sindicalizados clasistas ha sido fundamental, dado que en la mayor parte de las instancias, se han podido revertir las injusticias antes enunciadas. Tal es el caso de la elección de horas de matemáticas de Áreas Pedagógicas (donde se planteaba la existencia de “paquetes de horas indivisibles”, lo cual es claramente ilegal), o con los compañeros de Educación Sonora y Musical, a quiénes, desde el último integrante del grado 3 del escalafón de efectivos, les habían modificado los topes de horas respecto a los grados anteriores (lo cual no tiene ninguna justificación porque son igual de efectivos que los grados más altos), o con los compañeros de las categorías III y IV de Informática, a quiénes se les sumaban las horas del cargo de Laboratorio con las de aula (pasando de un tope de 48 horas a uno de 20 horas en única ronda), entre otros.

Ante la injusticia, es necesario organizarse y luchar, porque es nuestro trabajo, porque son las clases de nuestros estudiantes y porque no tenemos porqué ser cómplices de los tejes y manejes pre-electorales, ni del clima de inestabilidad que se pretende generar por parte de las autoridades.

Una vez más, reivindicamos la conformación de una Comisión Departamental para las próximas elecciones de horas, como tienen el resto de los departamentos del país, con representantes de cada parte.

Asimismo, reafirmamos la necesidad de la organización de grupos de trabajo por asignatura, a fin de elaborar los planteos del sindicato sobre el tema y revisar las pautas de elección de horas antes de que se ratifiquen.

elección de horas 2

Agrupación 1º de Mayo