Aportes para la discusión al XIV Congreso de la FENAPES

SALUD LABORAL – INFORME AL CONGRESO

 

HISTORIA

En agosto de 2010 y por  iniciativa de compañeros del Zonal Oeste de Ades Montevideo, se conformó esta Comisión con el objetivo de trabajar como problemática central la salud en la labor docente.

En esa instancia y a solicitud de esta filial se realizaron distintos relevamientos que marcaban un crecimiento exponencial en lo referido a salud mental. Al observar la información brindada por el Servicio Médico en aquella oportunidad, se constataba que dicha problemática había avanzado desde el quinto al segundo lugar en las estadísticas como motivo de certificación (2006). Estos indicadores motivaron a que un grupo de compañeros prestara especial atención a esta realidad y comenzara a estudiar el tema.

Fue así que comenzó este proceso: reconociendo que las condiciones de trabajo, los múltiples conflictos que se viven a nivel liceal y las situaciones particulares de compañeros expuestos  al acoso moral laboral, eran el punto crítico que vulneraba nuestra salud. La necesidad de trabajar esta problemática, buscar estrategias de abordaje a dichas situaciones y soluciones concretas a las mismas nos llevó a tomar como prioritario este tema. Constatado esto, vimos que la misma realidad era vivida por muchos compañeros a lo largo del país, y fue por eso, que se extendió nuestra labor a las otras filiales de la Federación,  contando con la demanda de los compañeros y el aval del ejecutivo de la FENAPES.

Quedó constituida en agosto de 2010 la Comisión de Salud Laboral de FENAPES,  y así representamos a la Federación en distintas actividades y espacios de trabajo.

 

OBJETIVOS

Los objetivos que nos planteamos desde el inicio fueron:

  1. Sensibilizar acerca de la prevención de las enfermedades laborales

Debemos entender que nuestro trabajo puede generar enfermedades y por eso tenemos que fortalecernos en la prevención de las mismas. Lo edilicio, el clima institucional y los vínculos interpersonales, entre otros factores, son el riesgo al que estamos expuestos diariamente. Es nuestro objetivo la identificación, evaluación y control de los riesgos que pueden poner en peligro la salud y bienestar de los trabajadores.

Desde la Comisión hemos realizado talleres de divulgación en los espacios de coordinación de distintos centros educativos, charlas a pedido de diversas filiales o núcleos liceales, artículos que fueron publicados en los distintos espacios gráficos con los que cuenta la Federación. Hemos coordinado también talleres con psicólogos y especialistas.

Con todas estas actividades intentamos llegar a la mayor cantidad de compañeros con la información para que conozcan sus derechos y adopten una conducta preventiva.

  1. Incidir en la toma de decisiones sobre las condiciones de trabajo

La idea ha sido incidir en lo que hace a la organización de nuestro trabajo. Actuar responsablemente y en forma organizada en el mejoramiento del mismo. Nosotros docentes, como trabajadores somos actores fundamentales y debemos  también incidir en la forma como se organiza la tarea.

En este sentido, hemos impulsado la convocatoria a las bipartitas en cada lugar de trabajo, para dar cumplimiento al Decreto 291/007. Dejamos constancia que es entera responsabilidad de las autoridades la no concreción de estos ámbitos, ya que han sido solicitados como establece la reglamentación.

Democratizar las relaciones laborales pasa, en cierta medida, por establecer ámbitos de discusión y resolución bipartitos que atiendan las problemáticas que afectan a los trabajadores de la enseñanza y a los estudiantes también.

Para el cumplimiento de este objetivo hemos incluido en el equipo a un Técnico Prevencionista. Junto al compañero Tec.Prev. Gustavo Rosas visitamos distintos locales de trabajo observando las condiciones edilicias de los liceos. Esta tarea permitió registrar que no se respetan las más mínimas normativas establecidas para los ámbitos laborales (Dto 406/88- 291/007). En ese sentido, son lamentables las condiciones en que se encuentran los edificios que funcionan como liceos, tal cual detalla el informe realizado por ADES Montevideo (Dic. 2012).

En liceos así no podemos trabajar, ni nuestros alumnos estudiar.

  1. Lograr el aval para el registro de las enfermedades laborales relacionadas a la tarea docente

Otra tarea que nos planteamos es intentar que se reconozca que existen enfermedades profesionales vinculadas a la labor docente.

Desde los años ‘80 en nuestro país se consideraba una lista de enfermedades profesionales limitada a 29 patologías reconocidas por la OIT. Este organismo desde el año 2002 ha puesto este tema en revisión, lo cual redundó en la construcción de una lista que en el 2010 constataba ya  105  enfermedades laborales. A partir de junio de 2011, nuestro país actualizó esta lista y se pasa a reconocer con la recomendación del CONASSAT estas enfermedades por medio de un decreto (Dto. 210/011).

En este listado se mencionan patologías que podemos reconocer en los docentes, pero nada las legitima como enfermedades de nuestra profesión.

Así mismo, a texto expreso y por sugerencia del COnsejo NAcional de Seguridad y SAlud en el Trabajo, fueron excluidos del listado de enfermedades profesionales los “trastornos mentales y del comportamiento” (Dto 210/011 Anexo. Numeral 2.4). Argumentaron en su momento que no están dadas las condiciones para determinar la relación causal: enfermedad-trabajo.

  1. Atender las denuncias de las y los compañeros

Desde su inicio esta comisión comenzó a recibir a compañeros y compañeras con distintas problemáticas particulares.

El atender estos casos particulares, tiene su razón, desde el momento que somos la Comisión de Salud de un sindicato. Esto implica brindar apoyo,  contención y acompañamiento en la búsqueda  de soluciones.

También, estas denuncias nos permitieron establecer generalidades y pensar soluciones para el colectivo.

  1. Defender nuestros derechos

Somos una comisión sindical, y por tanto abordamos nuestra temática desde una perspectiva de lucha, desde la cual se asume como premisa el derecho a gozar de una buena calidad de vida y a desarrollar nuestra profesión en lugares que no afecten nuestra salud. Ese es nuestro derecho y lo debemos defender.

Hasta el momento, hemos sido presos de un discurso equivocado, pues se ha sostenido desde las autoridades del CES y también, desde organismos sindicales, que con el advenimiento de la ley 16.134 la mayoría de los funcionarios públicos no tendríamos cobertura del BSE. Esto no es así.

La ley 16.074 no discrimina, e incluye en su ámbito de aplicación subjetiva a todos los funcionarios, tenga o no el organismo las pólizas correspondientes a la plantilla de sus trabajadores. (Art 5°. El Estado, Gobiernos Departamentales, Entes Autónomos y demás Organismos Públicos, están obligados a asegurar en el Banco de Seguros del Estado, a todo su personal, cualquiera sea el tipo de tarea que realice. Esta obligación se mantiene aún cuando distintos tipos de reglamentaciones les otorguen el derecho a licencia con goce de sueldo mientras no se reintegren al trabajo.

El personal asegurado recibirá durante el período de asistencia por incapacidad temporaria y mientras ella dure, la indemnización fijada por la presente ley; y directamente de los organismos mencionados, la diferencia de remuneración que pueda corresponderles según las leyes o reglamentos a que están sometidos.”)

Lo que hizo la ley 16.134, fue obligar al Estado a asegurar a los trabajadores que estén afectados a tareas de riesgo, pero ello no implica dejar fuera de la cobertura del BSE a la totalidad de los trabajadores. (Art. 3º  “El Estado, Gobiernos Departamentales, Entes Autónomos y demás Organismos Públicos, están obligados a asegurar en el Banco de Seguros del Estado, al personal que desempeñe tareas manuales en condiciones de riesgo.  

Esta obligación se mantiene aún cuando distintos tipos  de reglamentaciones le otorguen el derecho a licencia con goce de sueldo mientras no se reintegren al trabajo. El personal asegurado recibirá durante el período de asistencia por incapacidad temporaria y mientras ella dure, la indemnización fijada en la presente ley; y directamente de los organismos mencionados, la diferencia de remuneración que pueda corresponderles según las leyes o reglamentos a que estén sometidos.”

El BSE, a través de su “División de Capital Humano. Departamento de Desarrollo y RR LL”, lo explica de la siguiente manera en el Cap VII – “Marco Legal”.

“LEY 16074 – Generalidades

El seguro de Accidentes del Trabajo y Enfermedades Profesionales, subroga al patrono de la responsabilidad civil por los accidentes de trabajo o enfermedades profesionales que ocurran a sus obreros y empleados a causa del trabajo o en ocasión del mismo en la forma y condiciones que lo determina la Ley Nº 16074, vigente desde el 1º de Octubre de 1989.

Los principios generales a los que se ciñe este nuevo cuerpo legal, manteniendo el espíritu de la legislación anterior son:

Art. 1º.- “Declárese obligatorio el seguro sobre accidentes del trabajo y enfermedades profesionales previsto en la presente ley.”

Art. 2º.- “Todo patrono es responsable civilmente de los accidentes o enfermedades profesionales que ocurran  a sus obreros y empleados a causa del trabajo o en ocasión del mismo, en la forma y condiciones que determinan los artículos siguientes.”

La tarea de efectivizar el cumplimiento de la ley referida fue encomendada al Banco de Seguros del Estado y éste la hace mediante la firma de un contrato.

El seguro es de carácter obligatorio por parte del empresario, para todo el personal dependiente de la actividad privada, pública o mixta.

No es obligatorio para los empleados administrativos y/o docentes de los Organismos Públicos, (Ley Nro. 16134, Art. 3ro.), sin perjuicio de mantener la responsabilidad civil por todos los Accidentes y Enfermedades Profesionales que les ocurran a sus empleados.”

De prosperar un discurso contrario a la legislación, se establece una situación de discriminación y desigualdad, ya que se deja fuera del alcance del sistema de  protección a miles de trabajadores que por desconocimiento asumen esto como real.

Como sindicato deberíamos llevar adelante una política de educación y promoción del ejercicio de este derecho.

 

ACCIONES DESARROLLADAS

A- Como punto de partida nos planteamos investigar y estudiar seriamente acerca del tema: normativa vigente, investigaciones y publicaciones tanto a nivel nacional como internacional, etc. Es así que como uno de los primeros pasos, recurrimos a la Secretaria de Salud Laboral y Medio Ambiente del PIT-CNT. Allí recibimos excelente información sobre el tema, pero también formación participando de cursos y jornadas de capacitación con Walter Migliónico, referente a nivel nacional en esta área, entre otros expositores. De igual manera participamos en el plenario de la secretaría representando a la Federación.

B- Tendimos redes  con el Departamento de Salud Ocupacional de la Facultad de Medicina de la UdelaR. En principio planteándonos dos objetivos: solicitar asesoramiento sobre algunos casos puntuales de compañeros que se acercaron a la Comisión en búsqueda de soluciones; y  también pretendimos realizar un estudio sobre las condiciones de trabajo y salud en los docente de secundaria. Nuestro país no cuenta con ninguna investigación de este tipo, solamente trabajos realizados en algunos centros educativos o filiales puntuales, estudios elaborados por los mismos compañeros o por profesionales contratados por los núcleos o las ATD liceales.

C- Organizamos  encuentros y talleres de formación en salud laboral para compañeros en sus distintas filiales (realizamos recorridas por Villa Rodríguez, San José, Artigas, Bella Unión, y varios liceos de los distintos zonales en Montevideo).

Realizamos también estas actividades centrales en el local sindical de Fenapes en Montevideo. Llevar adelante esta tarea es la base de nuestra línea de trabajo: información y formación para todos los compañeros y compañeras.

D- Impulsamos la concreción del convenio con el Centro de Atención Psicológica Integral  (CAPI – vigente desde 2011- ). En este marco se brinda atención especializada a los compañeros que lo soliciten y a sus familiares. También se organiza junto al equipo técnico del CAPI talleres específicos sobre diversas temáticas.

E- Participamos del proyecto “Promoviendo intercuidados en salud mental docente”.

Atendiendo las consultas de los compañeros, las conversaciones en las salas de profesores, los datos de certificaciones, intentando recuperar la tradición de investigación teórica desde los sindicatos; y asumiendo que los que más saben sobre salud mental docente son los propios docentes con sus prácticas cotidianas; este año se está desarrollando este trabajo de investigación junto al Psiquiatra Agustín Barúa Caffarena. Especialista que ha contratado Ades Montevideo, y quien cuenta con experiencia de participación en otros trabajos de investigación sobre salud mental docente.

Esta experiencia se realiza en dos liceos de Montevideo y culminará con la presentación de un informe final en marzo de 2014.

F- Fortalecimos la tarea buscando atender eficazmente las problemáticas y los planteos de los compañeros. Intentamos aunar todas las redes de trabajo que hemos tendido:

  • Secretaría de Salud y Medio Ambiente del PIT- CNT:

Tec. Prev. Walter Migliónico.

  • Departamento de Salud Ocupacional – Facultad de Medicina de la UdelaR:

Dr. Fernando Tomasina y Dra. Elizabeth Chaves.

  • Equipo Jurídico del sindicato:

Dr. Daniel Parrilla, Dra. Isabel Cammarano, Dra. Amelia Da Cunha

  • Servicio de Certificaciones Médicas del CODICEN:

Dr. Raúl Aguirre y Dra. Rosario Pallas

  • Secretariado del Frente Nacional de Salud de la UNTMRA:

Cro. Fabio Silva

  • Ministerio de trabajo y Seguridad Social- Inspección General de Trabajo y Seguridad Social.

Dr. Juan Andrés Roballo

  • Asesoría en Medicina Ocupacional

Dr. Marcelo Chopitea.

  • Asesoría en Prevención y Condiciones de Trabajo

Tec. Prev. Gustavo Rosas

G- Integramos la delegación de la CSEU en las instancias Bipartitas de negociación con el CODICEN (julio- agosto/2011).

Para esas instancias de negociación elaboramos como Comisión un documento que llevaba principalmente el objetivo ser disparador de la discusión en temas de salud. El mismo se presentó y se discutió en esos encuentros con toda la delegación de la CSEU quien lo aprobó como documento único para su debate y defensa en las instancias de negociación colectiva.

En la misma línea de trabajo se concretó una reunión paritaria con los consejeros del CES: Daniel Guasco  y Fernando Tomeo.

En ambos espacios de negociación quedamos al pendiente de instancias posteriores, las cuales fueron postergadas, suspendidas y finalmente no convocadas por las autoridades, negándonos nuestro derecho como trabajadores.

—————————-Adjuntamos documento.——————————-

Comisión  Paritaria de Salud Laboral  CODICEN- CSEU –julio de 2011-.

Documento de Trabajo de la CSEU para instancia bipartita con CODICEN .

  1. I) MARCO CONCEPTUAL.

Trabajo docente y Salud Laboral. Riesgos de las tareas de enseñar.

Según la OMS la Salud es el completo bienestar físico, mental y  social de la persona. Por tanto es la interacción de varios factores. Considerando al trabajo como la actividad fundamental del ser humano, el PIT-CNT define salud laboral como la condición psíquica, física y social que se da en el trabajador como resultado de los riesgos a que se expone derivados de su modo de incorporación en el proceso de trabajo en una sociedad históricamente dada.

En el caso del trabajador docente, esta incorporación está marcada por la masificación de la enseñanza en la Modernidad. A partir de este hecho, la clave de la labor docente pasa a ser la comunicación de los contenidos culturales al mayor número posible de alumnos. El docente pasa a formar parte de una comunicación institucionalizada:

Contreras (1990) plantea que es preciso comprender que la comunicación que establece un docente tiene por característica que en primer lugar es institucionalizada y la escuela al ser una institución reglamentada define condiciones personales y materiales, un lugar en el espacio y una extensión en el tiempo.

En segundo lugar es intencional: el para qué no es dejado al azar, se materializa en el currículo.

En tercer lugar, ligado a lo anterior, es forzada: existe una intencionalidad a priori sobre el sentido del intercambio, citando a Pérez Gómez (1985), “esta particularidad viene a manifestar el estado de tensión entre imposición y participación voluntaria”

Es de carácter jerárquico y grupal. (SILVEIRA, Nahir; 2008)

Sobre esta base hay que sumar el efecto de la aplicación de políticas presupuestales que hacen precaria la tarea de educar.  Es en el marco de este modo de incorporación en el proceso de trabajo que se da la exposición a los riesgos derivados del mismo, con la consecuencia de un determinado perfil de salud-enfermedad característico de la profesión docente:

 

Prevalecen dolencias vinculadas a la salud mental expresadas en angustia, estrés y depresión. En lo somático se destaca el sufrimiento osteoarticular de columna (lumbalgia, dolor de espalda) y várices y en lo psicosomático se destaca la presencia de gastritis.  Como patología propia del proceso de trabajo la disfonía que, probablemente, puede explicarse por forzar la voz y la carencia de aislamiento acústico. (TOMASINA, Fernando; 2006)

 

El director del DIESAT (Departamento Intersindical de Estudios e Investigación de Salud y de los Ambientes de Trabajo) de Brasil, Pérsio Dutra, caracteriza brevemente las particularidades de la cuestión de la salud en el caso de los trabajadores de la educación:

En primer lugar, el profesional de la educación tiene una interacción directa con los alumnos, que son también el objeto de su acción ­– una acción de transformación de un estado de conocimiento.

Eso exige unas responsabilidades, que normalmente no son apenas con un individuo, sino que son con un grupo. Un segundo punto es que el trabajo de él se da dentro del salón de aula, en función de toda una actividad anterior de preparación y una actividad posterior, que es la evaluación del aula y del aprendizaje del contenido. Su trabajo no implica solamente aquél momento en que él está allá físicamente, sino que implica también una actividad cognitiva que se desarrolla fuera del espacio del salón de aula, o sea, fuera de aquel “puesto de trabajo”. Tercero, existen riesgos inherentes y específicos en la actividad de enseñar.  Riesgos físicos, que pueden estar vinculados a la violencia;  y hay un riesgo para la salud mental, no sólo por las responsabilidades, sino también por la carga emocional. Además del punto de vista de la presión, de las metas. Hoy el profesor recibe presión de los familiares de los educandos, de los propios alumnos y de la dirección de las escuelas. Por  tanto, el riesgo para la salud mental está relacionado a todo esto y también a la dificultad de un profesor de encontrar buenos establecimientos de enseñanza, con buenas condiciones de trabajo. (DUTRA, Pérsio; 2010)

Queremos marcar algunos elementos. Las responsabilidades que se mencionan arriba con el grupo, se sostienen en nuestro país generalmente con grupos superpoblados, y con varios grupos repartidos en diversos establecimientos. Esta situación sobrecarga también la tarea extra aula (corrección de pruebas y la evaluación de trabajos, control de asistencia y registro de notas) que se torna  más exigida. Además es importante remarcar que esta tarea extra aula no está remunerada. Cuando se menciona a la violencia como factor de riesgo físico y por supuesto también mental, hay que considerar la situación de entrar en interacción directa con un grupo de 40 estudiantes, incluirlos institucionalmente y generar la motivación necesaria para lograr el proceso de enseñanza aprendizaje. Además, al ser instituciones “a puertas abiertas”,  el docente está expuesto al cuestionamiento, desprestigio y violencia por parte de los padres, como de otros actores con los cuales el relacionamiento institucional no ha logrado en muchos casos desarrollarse en buenos términos.

Al multiplicarse el número de alumnos, en el marco actual de políticas educativas baja la capacidad de atención grupal personalizada y aumenta la posibilidad de conflicto y de que surjan episodios de humillación y agresión al docente en el espacio de trabajo.

El acoso moral en el trabajo puede ser definido como cualquier conducta abusiva, como gestos, palabras, comportamientos o actitudes, que atente, por su repetición, contra la dignidad o la integridad física o psíquica de una persona.

Una investigación reveló que el 33% de los profesores se sienten acosados moralmente en el trabajo por los alumnos. Los jefes inmediatos y los jefes superiores aparecen como fuente de acoso moral en el trabajo para 31% de los profesores. Es importante resaltar que este es un alto índice si se compara con otras investigaciones realizadas en otras actividades profesionales.  (CAMPOS y MARILTO; 2010)

El estrés es  una enfermedad profesional derivada de cómo está organizada la tarea de enseñar.

En un estudio realizado por Kornblit, Mercedes Diz y Di Leo (2007) sobre “el estrés laboral en docentes de enseñanza media de la Ciudad de Buenos Aires”, a través de una encuesta a docentes de siete escuelas secundarias públicas, acerca de sus percepciones de los factores estresantes del escenario laboral, como contextuales y su relación con la salud, más de la mitad mencionó espontáneamente problemas relacionados con el estrés.

Las relaciones con los alumnos, es el factor que más estresa a estos docentes, así como situaciones personales con los alumnos y el carecer de herramientas para afrontarlas y un 9 % habla de violencia escolar como generadora de estrés. El segundo factor es el salario que perciben (SILVEIRA, Nahir; 2008).

 

  1. II) ANTECEDENTES

En nuestro país  existen estudios a nivel de primaria y UTU, los resultados de los cuales son completamente trasladables a nuestro caso. Además hay un estudio de las condiciones de trabajo del liceo de El Pinar del año 2003. Accedimos también a informes de estudios científicos realizados a nivel de secundaria en enseñanza privada del Brasil y en enseñanza pública de Buenos Aires, ambos acerca de la salud laboral.

III) DESCRIPCIÓN DE SITUACIÓN

Nuestro entorno laboral está cargado de riesgos a la Salud.  Estos factores son múltiples y responden a varias áreas, a continuación enumeramos algunas de ellas (no están ordenadas jerárquicamente según su importancia sino de lo general a lo particular)

ÁREAS:

1) Salario y Jubilación: Los salarios bajos afectan directamente a la calidad de vida y por tanto la Salud. “Ese deterioro salarial se refleja en problemáticas que generan tensión, tales como: multiempleo, necesidades básicas insatisfechas, deterioro en el rendimiento de la función, desprestigio social de la profesión, pérdida de la autoestima profesional y personal, conflictos familiares, falta de tiempo personal, desgaste físico, deterioro psicológico.” (TOMASINA, 2006) Un docente que se jubila experimenta una reducción de sus ingresos de casi un 50% precisamente cuando tiene mayor gasto en remedios y estudios de su salud, la cual fue afectada por su trabajo durante décadas.

PROPUESTA: Aumentar los salarios y jubilaciones al costo de un 50% de la canasta básica familiar para 20 horas grado 1. Incorporar las partidas especiales al salario básico. Bonificar los años de Servicio según Decreto 502/82

2) Multitarea: La labor docente tiene límites claros, pero la realidad laboral los desdibuja. Además de la tarea extra-aula, hay que sumar las tareas que la realidad educativa y el ser adulto responsable con menores a cargo imponen en la dinámica cotidiana, como atender situaciones  de vulnerabilidad social propias del campo de los educadores sociales o asistentes sociales.

PROPUESTA: Creación de cargos de docencia directa e indirecta, fortalecimiento de actuación de los equipos multidisciplinarios, y favorecimiento real del trabajo en red.

3) Sobrecarga: El número de alumnos por grupo es excesivo en la mayoría de  centros de Montevideo, Canelones, y otros puntos del país, lo cual multiplica las responsabilidades, la carga de tarea extra-aula y las presiones generando desgaste físico, contribuyendo a patologías de la voz y osteo-mio-articulares así como psicológicas, stress, angustia, depresión, ansiedad, burnout y acoso moral laboral

PROPUESTA: Reducción del número de alumnos a un máximo de 25 por grupo.

4) Área Edilicia: El entorno material de la labor docente no es el adecuado y afecta a la salud: salones fríos, húmedos, sin vidrios, que se llueven, con mala iluminación, falta de higiene, condiciones acústicas desfavorables,  sin un espacio adecuado para comer, sin baños suficientes y además en mal estado. Que en definitiva no están pensados arquitectónicamente para la dinámica de funcionamiento de un  centro educativo.

PROPUESTA: Construcción de más  centros educativos y que cumplan a cabalidad con la reglamentación vigente (Dec. 406/88).

Reforma en función del decreto, reparación urgente  y mantenimiento de los edificios ya existentes. Elaboración de una Pauta Arquitectónica de Instituciones Educativas para la construcción de instituciones adecuadas a la realidad  de nuestro trabajo.

5) Jerárquica: El relacionamiento con las jerarquías se da en un marco de exposición que afecta la Salud desde un punto de vista psicológico, llegando en algunos casos al acoso moral laboral. A veces hay confusión de roles y abuso de funciones.

PROPUESTA: Elaborar protocolos de actuación que excluyan el maltrato y el acoso moral laboral. Instruir a  Directores e Inspectores en  atención y supervisión de funcionarios.

6) Estabilidad Laboral: El mecanismo de elección de horas padece de un mal funcionamiento que afecta a la estabilidad laboral y a la continuidad de procesos, el sentido de pertenencia. Todos los años empezar desde cero, generar nuevos vínculos, es desgastante y repercute en la salud. Paralelamente, la dinámica de traslados de horas no parece fluida incluso en casos justificados por razones médicas.

 

PROPUESTA: Revisar mecanismo de elección de horas en conjunto con el sindicato. Agilizar los traslados y reubicaciones.

 

7) Médica: En esta área hay múltiples aspectos a trabajar.

  1. a) La dinámica de CERTIFICACIONES muestra carencias, como ser: médicos certificadores que cuestionan los diagnósticos médicos, los tiempos de recuperación y tratamiento, no atendiendo a la reserva de información que existe en la relación entre el médico tratante y el paciente, e incumpliendo lo previsto en el Código de Ética Médica. También la Junta médica expone a los docentes-pacientes a abusos y malos tratos. Además se dan dificultades a la hora de comunicarse efectivamente por teléfono con el servicio, esto ha sido reconocido por el Jefe del Servicio, Dr. Raúl Aguirre, quien atribuye las faltas a la empresa contratada como call center.
  2. b) LICENCIAS MATERNALES Y MEDIO HORARIO POR LACTANCIA:

El Servicio Médico incumple con la Ley 16.104 Cap III Art. 28 así como con la Ordenanza Ministerial 217/2009 del MSP, al negar la extensión de medio horario por lactancia por más de 8 meses incluso en los casos en que éste es recomendado por el médico pediatra y debidamente certificado.

  1. c) LICENCIAS PSIQUIÁTRICAS: cuando el Servicio Médico otorga licencias psiquiátricas, lo hace en condición de no poder abandonar el domicilio, lo cual atenta con su tratamiento y recuperación.
  2. d) METODOLOGÍA: Fuera del área metropolitana hay grandes carencias a la hora de implementar las certificaciones de los funcionarios, debiendo en algunos casos el trabajador viajar hasta la capital del depto.
  3. e) Las licencias médicas se otorgan por un máximo de 30 días, renovables, incluso en los casos en que la Junta Médica ya sabe que se requieren más días para la recuperación del funcionario.

PROPUESTA:

  • Auditoria a servicio médico, y al call center del servicio.
  • Extender el medio horario por lactancia hasta el año. Extender todas las licencias maternales por 6 meses (tres antes y tres después del parto).
  • Autorizar el abandono de domicilio en caso de ser necesario.
  • Convenio con ASSE para certificaciones en el Interior.
  • Extender el límite de 30 días de las licencias médicas.

8) Enfermedades laborales: Los datos del Servicio Médico indican que existen patologías específicas de la labor docente: en especial, psiquiátricas, osteomioarticulares y otorrinolaríngeas y de la voz. Pero se suman: oftalmológicas, oncológicas, cardiovasculares, neurológicas y endocrinas.  Esto requiere de investigación médico-científica para elaborar una política de prevención a gran escala.

PROPUESTA: Sistematizar la entrega de datos estadísticos del Servicio Médico  a los sindicatos,  y al CODICEN (y del Departamento Docente acerca de los pasajes a docencia indirecta) y  posibilitar la realización de una investigación a cargo de los organismos competentes (p.ej., Departamento de Salud Ocupacional de la Facultad de Medicina de la UDELAR), y validar en consecuencia las posibles enfermedades profesionales. Reconocer ya el estrés y el burnout, así como la disfonía como enfermedades profesionales. Hacer acuerdo con el MSP y BSE para dar cobertura total, tratamiento y rehabilitación a aquellos docentes que ya son víctimas del desgaste en su salud mental, y que han sufrido un quebranto  para que puedan volver a trabajar. Atender a las discapacidades físicas o mentales que han adquirido algunos funcionarios, adaptar el lugar de trabajo a su discapacidad o reasignarlo a otra función que pueda desarrollar según su idoneidad, o si el funcionario lo prefiere y en caso de configurar causal, facilitar su jubilación, todo lo cual está previsto en la Ley N° 18.651.

———————————FIN DE DOCUMENTO————————————

 

PERSPECTIVA

Valoraciones previas.

Durante el mes de febrero esta Comisión estableció cuáles serían los puntos a trabajar a partir de marzo de 2013.  Pero fue en abril de este mismo año que a través de compañeros de otras filiales nos enteramos de la convocatoria hecha por el ejecutivo de la FENAPES y firmada por  Enzo Fagúndez, para constituir una Comisión de Salud Laboral en la Federación.

Este hecho, desconocido por nosotros en todos sus términos, nos sorprendió sobremanera y nos dejó sin argumentos cuando compañeros de otras filiales llamaban para consultarnos sobre la convocatoria a la actividad.

Nuestra incertidumbre estuvo fundada en que en ningún momento el ejecutivo de la FENAPES nos informó de esta decisión.

El presidente de la Federación, Manuel Oroño; el Secretario General José Olivera y el ejecutivo todo, tenía conocimiento de las formas de comunicarse con nosotros, además de cohabitar el mismo edificio sindical.

Estuvieron al tanto, todo el tiempo que nuestro trabajo durante estos años fue desde Montevideo para toda la Federación (el archivo de casos e intervenciones realizadas da cuenta de eso).

Como esta forma de accionar que tuvieron para con nosotros no se corresponde con los valores y seriedad que le imprimimos a nuestro trabajo una de nuestras compañeras elevó una carta al Comité Ejecutivo, fechada el 19 de abril, solicitando una explicación.  Al día de hoy no ha habido respuesta (Se insistió el 25 de abril con otra nota que tampoco fue contestada).

Por todo lo antes dicho, esta Comisión resolvió continuar la lucha  dentro de la filial Montevideo, con la certeza de tener siempre la mano extendida al compañero que la necesite.

Finalmente, y más allá de las limitaciones que nos impusieron, creemos necesario colectivizar hacia la Federación los ejes de trabajo que nos propusimos para el periodo 2013 – 2015. Estamos convencidos de lo necesaria que es esta pelea en defensa de nuestros derechos como trabajadores  de la educación.

 

PLAN DE ACCIÓN 2013-2015

 

1) En relación a la normativa vigente.

  1. A) Promover, apoyar, asesorar y respaldar, la conformación de una Comisión Bipartita de Salud Laboral en cada local liceal, en el marco de lo establecido en el decreto 291/07
  2. B) Crear y apoyar una instancia plenaria con delegados de cada una de las anteriormente mencionadas comisiones, con el objetivo de sistematizar acciones, brindar formación, democratizar la información y establecer líneas de acción desde lo sindical.

2) En relación al ámbito laboral

A- Para conseguir abatir la sobrecarga laboral a la cual estamos expuestos, uno de los puntos fundamentales a conseguir es la reducción de números de alumnos por grupo a no más de 25. Con esta medida a su vez se beneficiaría a los estudiantes, ya que hay indicios de que de esta manera se reduce el abandono y la repetición.

3)  En relación  al servicio  médico

A- Incidir como sindicato en la reformulación de la normativa para que:

1-  Dé las garantías de transparencia absoluta a todas las partes.

2- Respete los derechos del trabajador docente como paciente y no  viole el código de ética médica en ninguno de sus puntos

3- Defina con claridad la figura del médico certificador y establezca sus competencias, responsabilidades y sanciones.

 

B- Promover la auditoría del servicio médico realizada por un agente externo al CODICEN que observe y releve funcionamiento a nivel nacional

1- Cantidad de médicos

2- Territorio que fiscaliza

3- Tiempo real destinado a su tarea.

4- Forma en que realiza la certificación (el servicio debería ser igual en todo el país)

5- Tiempos de espera para el trabajador docente- paciente-

6- Uso de la información por parte del médico certificador (tenemos denuncias hacia médicos que certifican e informan a direcciones liceales haciendo comentarios al respecto) y por parte de las instituciones (licencia psiquiátrica-  estigmatización)

7- Procesamiento de la información y registro nacional que a su vez se pueda analizar por sub-sistema, por departamento y por patología o especialidad clínica. Instalar como dinámica un informe anual que presente toda esta información y llegue al sindicato como parte interesada, a los distintos subsistemas y BSE para la construcción de una estadística nacional con el fin de incluir enfermedades relacionadas a la labor docente.

 

C- JUNTAS MÉDICAS

1 – Plantear la reformulación de las juntas médicas. Sugerimos que esta sea integrada por un médico especialista en  salud ocupacional por parte del patrón, un médico por parte de los trabajadores, uno por parte del MSP especialista en el área a valorar (psiquiatra, traumatólogo, fonoaudiólogo, etc. ).

Los integrantes de juntas médicas no atenderán otra tarea que esta (es decir que no atenderán certificaciones diarias en consultorio).

 

 

 

Documento elaborado por los compañeros:

Nydia Correa

Sergio Murtfeldt

Verónica Scandroglio

Yenniffer Barreiro.

 

Comisión de Salud de Ades Montevideo – FeNaPES – PIT-CNT

Contacto: 

Mail: saludlaboralades@gmail.com

Teléfono: 29151967

Nos reunimos en el local sindical: Juan Carlos Gómez 1459.